Guía completa para comprar un coche de segunda mano

¿Pensando en comprar un coche de segunda mano? Este artículo es para ti.

En Checkar sabemos que a veces la mejor opción no es comprar un vehículo nuevo, ¿Por qué? Su precio es mucho más elevado, principalmente. Y hay que aprovechar que hay coches usados, o apenas usados, en muy buen estado y que se merecen una segunda vida.

Así que como queremos ayudarte con tu elección, te hemos preparado una guía completa para comprar un coche de segunda mano. Y quedar satisfecho y feliz con tu decisión.

Esta guía está diseñada para ayudarte a navegar por el proceso. Te puedes ayudar de ella para encontrar el mejor coche usado, ese que se adapte a tus necesidades y a tu presupuesto.

Cómo elegir el mejor coche usado para tus necesidades

Elegir el coche adecuado te va a resultar más fácil si tienes en cuenta estos aspectos.

Evalúa tus necesidades

Piensa en el uso principal del coche. ¿Es para viajes diarios, para llevar a la familia, para viajes largos? Esto determinará el tamaño y tipo del coche que necesitas.

Investiga modelos y marcas

Algunas marcas y modelos son conocidos por su fiabilidad y durabilidad. Investiga, lee reseñas y habla con propietarios actuales para tener una idea clara de las fortalezas y debilidades de diferentes coches.

Establece un presupuesto

Decide cuánto estás dispuesto a gastar. Incluye no solo el precio de compra, sino también los costes aproximados de mantenimiento, seguro y combustible.

Considera la antigüedad y el kilometraje

Generalmente, cuanto más viejo es el coche y más kilómetros tiene, más mantenimiento requerirá. Sin embargo, un coche bien mantenido de mayor edad puede ser una buena compra.

Factores a considerar al comprar un coche de segunda mano

Una vez que hayas determinado el tipo de coche que necesitas, es hora de considerar varios factores clave en la compra de un coche de segunda mano:

Historial del vehículo

Solicita el historial del vehículo. Esto incluye revisiones anteriores, reparaciones y cualquier accidente en el que haya estado involucrado. Herramientas en línea pueden proporcionar esta información mediante el número de identificación del vehículo (VIN).

Revisiones mecánicas de vehículos de segunda mano

Antes de comprar hay que revisar. Es crucial contactar con mecánicos de confianza, como nosotros, para una inspección antes de la compra.

Esto puede revelar problemas ocultos que no son evidentes a simple vista. En Checkar revisamos vehículos de segunda mano antes de su compra, y te damos un informe detallado para que sepas, con detalle, el estado del vehículo. Para que no te lleves sorpresas desagradables tras su compra.

Prueba de conducción

Nunca compres un coche sin probarlo primero. Presta atención al rendimiento del motor, la respuesta de los frenos, la alineación de la dirección y cualquier ruido inusual.

Tienes que sentirte cómodo al volante, si no lo estás, no es ese.

Comparar precios

Investiga el precio de mercado para el modelo y año del coche.

Busca en internet y otras guías de precios para asegurarte de que no estás pagando de más.

Negociación

Estar dispuesto a negociar puede ahorrarte dinero. Usa la información que has recopilado sobre el coche, como su condición y cualquier reparación necesaria, como puntos de negociación.

Documentación y traspaso

Asegúrate de que todos los documentos estén en regla. Que el vehículo, entre otras cosas, no tenga multas pendientes de pago.

Esto incluye el título de propiedad, registro y cualquier transferencia de garantías existentes.

Garantía

Infórmate sobre lo que está cubierto y por cuánto tiempo. En España, la garantía mínima legal de un coche de segunda mano está regulada por la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios. Según esta ley, los vendedores profesionales (por ejemplo concesionarios) están obligados a ofrecer una garantía mínima de 1 año en la venta de coches usados a consumidores. Durante este período, el vendedor es responsable de reparar cualquier defecto que existiera en el momento de la compra.

Eso sí, hay que tener en cuenta en las transacciones entre particulares, la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, que establece una garantía mínima de un año para las compras a vendedores profesionales, la cual generalmente no se aplica. Por lo tanto, la responsabilidad de verificar el estado del vehículo recae en el comprador. Y si este es tu caso, aun con mayor motivo debes realizar una revisión de coches de segunda mano antes de comprarlo.

 

Con la investigación y preparación adecuadas, puedes encontrar un vehículo que cubra tus necesidades y se ajuste a tu presupuesto.

Para hacer una compra informada y satisfactoria, cuenta con nuestro equipo. Te ayudamos a valorar si el coche de segunda mano que quieres comprar es una buena opción o no.